Saltar al contenido

Los mejores bastones plegables para Nordic Walking

En Finlandia salir a caminar con bastones es una costumbre tan antigua y extendida que muchos ni siquiera se visten de una forma especial, minimalismo nórdico en su máxima expresión. Lo único que necesitas: unos buenos bastones plegables. (Fotografía: Annelis. Helsinki 2008.)

¿Qué es el Nordic Walking?

Si caminar podría definirse como el noble arte de poner un pie delante de otro; entonces la definición de la práctica de la marcha sería el deporte consistente en poner un pie delante de otro más rápido que cuando caminas; y en consecuencia podemos definer el Nordic Walking como el noble arte poner un pie delante de otro más rápido que cuando caminas llevando un bastón plegable en cada mano 🙂

A estos bastones se les llama indistintamente bastones para Nordic Walking plegables o telescópicos. Son iguales que los bastones plegables de trekking o senderismo, pero ojo: siempre y cuando se vendan por pares. No confundirse con los bastones plegables de montaña que se venden solos, con un sólo bastón no estaríamos practicando el Nordic Walking y nos perderíamos todos los beneficios de los que hablamos más abajo.

A continuación te mostramos algunos de los mejores bastones plegables para Nordic Walking:

¿Por qué el Nordic Walking se hace con bastones plegables?

En primero lugar porque si no lleváramos bastones no estaríamos haciendo Nordic Walking, estaríamos caminando deprisa 😉

En segundo lugar no es imprescindible que el bastón sea plegable pero si no lo es entonces quiere decir que hemos adquirido un bastón de medida fija, que no podremos cambiar, que más vale que sea la nuestra y que nos costará mucho más transportar y almacenar cuando no lo estemos usando. De ahí el porqué la mayoría de los bastones para Nordic Walking son plegables; también llamados telescópicos o ajustables.

¿De dónde viene esto de caminar deprisa con bastones plegables?

Pues es un invento Finlandés (sauvakävely, en Finés). Habitual desde hace décadas entre senderistas (trekkers, en inglés) y mochileros. Finlandia es un país con una orografía muy plana que facilita la práctica del esquí de fondo (cross-country, en inglés). El Nordic Walking permite a los aficionados al esquí de fondo seguir mantener la forma física practicando un movimiento similar al que requiere el esquí de fondo. De hecho los primeros bastones para Nordic Walking eran, sencillamente, los bastones que usaban en invierno para el esquí de fondo.

En 1979 Mauri Repo definió formalmente esta forma de entrenamiento en su publicación «Hiihdon lajiosa«, que traducido sería algo así como: «Una parte del método de entrenamiento del esquí de fondo». Aquí todavía no hablábamos de Nordic Walking.

En 1988 la americana Exerstrider diseñó y comercializó los primeros bastones específicamente concebidos para los caminantes deportivos (no nos referimos aquí a zombies que corren, sino a los llamados fitness walkers). Finalmente, en 1997, la empresa Finlandesa de materiales compuestos (composites) Exel acuñó el término Nordic Walking al diseñar, fabricar y comercializó los primeros bastones plegables para Nordic Walking.

Beneficios de practicar el Nordic Walking

Al movilizar la parte superior del tronco y los brazos se estimulan muchos más músculos que con el simple caminar, incluyendo: dorsales, tríceps, bíceps, abdominales y toda la cadena muscular de la espalda. Esta activación muscular lleva aparejada un aumento del ritmó cardíaco y respiratorio, así como un incremento del consumo de calorías de hasta un 46%, en comparación con el mismo ejercicio ejecutado sin bastones plegables.

Todo la activación de la zonas superior del cuerpo hace del caminar con bastones plegables para Nordic Walking una actividad netamente superior en cuanto a beneficios para nuestra salud se refiere si la comparamos con el caminar sin bastones u otros ejercicios como

El caminar deprisa con bastones plegables, es decir, el practicar el Nordic Walking está recomendado para ancianos y adultos de edad avanzada. Es un deporte sin impacto que no sólo no supone ningún riesgo para nuestras articulaciones sino que además nos ayudará a mantenerlas «engrasadas» y en buena forma, además de ser un ejercicio moderado y seguro para nuestros corazones y pulmones. Numerosas instituciones científicas de todo el mundo avalan y recomiendan este deporte para mejorar la condición física de las personas mayores.

Dicho esto: si no estamos completamente sanos siempre es recomendable consultar con nuestro médico antes de practicar un nuevo deporte.