Saltar al contenido

Qué es el Nordic Walking y cómo elegir tus bastones

La evolución sigue su curso. En 2014 el mundo vimos por primera vez a un primate – un orangután – usar un palo como una herramienta para caminar y comprobar la profundidad del río antes de cruzar. Quizás cuando hayamos abandonado este planeta los primates que dejemos atrás estén escribiendo un blog sobre los orígenes de «su» Nordic Walking…

El Nordic Walking es un deporte moderno – del siglo pasado ya pero moderno al fin y a la postre – que comenzó en Finlandia.

Durante décadas, desde principios del siglo XX, los atletas Finlandeses se han estado entrenando para el esquí de fondo caminando en verano con los palos de esquí. A esta práctica la llamaban «ski-walking». Desde entonces los Finlandeses caminan con palos. Vamoraver: lo hacen en el exterior y cuando van de marcha o hacer senderismo, no es que se vayan con palos a hacer la compra. Un poquito de por favor.

En 1966 una profesora de gimnasio – Leena Jääskeläinen – comenzó a caminar con palos con sus estudiantes. Se ve que le gustó y siguió y siguió caminando hasta que la historia llegó a oídos de la Asociación Central Finlandesa para Deportes Recreativos y Actividades en el Exterior (sí, los Finlandeses tienen una organización con ese nombre y para ese menester ya en los años 70, otro mundo hoyga).

Durante aquella época un hombre llamado Mauri Repo también promocionaba el caminar con palos de esquí. Le gustaba tanto que publicó un libro llamado «Hiihdon lajoisa» que en Finés quiere decir «en pie con el puño en alto», no que va, eso es de Bailando con Lobos, era broma; en realidad quiere decir: «método para entrenarse para el esquí de fondo». Lo sé. Tiene más pegada en Finés.

La asociación de nombre infinito comenzó a experimentar con ello.

Al mismo tiempo, en los mismo años 70, en EEUU se estaba cocinando lo que, visto en retrospectiva, puede considerarse como una influencia adicional. El término «nordic» comenzaba a ganar tracción, muestras de ello son la formación del equipo de hockey «Quebec Nordiques» o el invento de la cinta andadora «Nordic track» por parte de Edward Pauls de Minnesota.

En 1985 un tal Tom Rutlin comenzó a promocionar el caminar con palos en Wisconsin, lo llamó: «exerstriding» y comenzó a producir y vender los bastones ad hoc. No. Este señor no tenía gracia para ponerle nombre a las cosas. Sin embargo a la revista Esquire en Alemania les llamó la atención y contaron su historia. Buen timing, mal naming. No se puede tener todo.

En 1994 la organización de nombre infinito comenzó a tomarse esto del caminar con palos más en serio, se vinieron arriba y junto con estudiante avispado llamado Marko Kantaneva se fueron a hablar con la empresa de materiales compuestos Exel para que les ayudara a diseñar y producir los primeros bastones específicos para Nordic Walking de la historia. Exel co-desarrolló junto con esta organización, y otros institutos que se subieron al carro, 30 pares de prototipos de bastones. Los probaron con varios atletas, constataron científicamente las notables mejoras en su condición física y publicaron los resultados de sus pesquisas en 1997, recomendando a Exel como el socio privado dispuesto a fabricar los primeros bastones para Nordic Walking.

Parece ser que en todo este proceso el amigo Marko estuvo súper involucrado mientras de la amiga Leena nunca más se supo.

Fue Exel quien después de un par de intentos fallidos de ponerle nombre a la criatura tuvo la Visión de usar el término «Nordic», en cuarto creciente por aquel entonces; para acuñar el definitivo y exitoso: «Nordic Walking» que conocemos hoy. Un nombre que inmediatamente evoca el estilo de vida libre y saludable de los Países Nórdicos.

Aprovechamos este espacio para recordar que los Países Nórdicos no son los mismos que los Países Escandinavos. Escandinavia no incluye a Finlandia.

El nuevo deporte se propagó primero por la zona norte de Europa. En el año 2000 se constituyó la Asociación Internacional de Nordic Walking y a día de hoy se estima que hay más de 10 millones de aficionados a este deporte sólo en Europa.

En realidad y en nuestra entendimiento resumido de toda esta apasionante historia «la empresa Finlandesa de materiales compuestos (composites) Exel acuñó el término Nordic Walking al diseñar, fabricar y comercializó los primeros bastones plegables para Nordic Walking. (1997)» Y así te le contamos en nuestra sección Los mejores bastones plegables para Nordic Walking. Ahí encontrarás menos historia y más «chicha» a la hora de comprender los criterios necesarios para distinguir un buen bastón para Nordic Walking.

No deja de ser chocante que algo tan en apariencia trivial como caminar con dos palos, en lugar de uno o ninguno, tenga tantos beneficios para la salud. A veces las mejoras más grandes se esconden detrás de cotidianas insignificancias.